¿Qué hacer si se detectan defectos en la ejecución de una obra?

perito en construcciones

Los defectos en una edificación son una de las causas más comunes por las que se requiere la participación de un perito en construcciones en un litigio. Pero no es preciso llegar hasta las instancias judiciales para dar solución a estos problemas. Con el debido asesoramiento, es posible lograr que la empresa responsable subsane los vicios de una manera amistosa.

Sin embargo, cuando la obra de cuyos desperfectos en cuestión es ejecutada en una comunidad de propietarios, las acciones a realizar deben estar sometidas al común acuerdo de sus miembros. Por ende, antes de proceder con la reclamación respectiva, el primer paso es lograr que la junta apruebe las medidas que se pretenden emprender.

Obtenido el acuerdo de la junta, el paso siguiente es la reclamación a la empresa responsable. Los costes derivados de estas actuaciones siempre serán un factor determinante en las decisiones que se tomen. Por eso, es recomendable evitar la inversión que implica un litigio. Antes bien, es oportuno contratar los servicios de un perito en construcción, ya que a través de su informe, podrá demostrarse la existencia y origen de los defectos en la obra.

Si, pese a la demostración de los desperfectos la empresa se rehúsa a subsanarlos, puede encargarse este trabajo a otra y posteriormente exigir el pago de los gastos a la primera ejecutante.

Pero ello supone una inversión de la que pocas veces se dispone y el riesgo de fracasar en la demanda posterior si no se reúnen apropiadamente los medios de prueba requeridos para reclamar la repetición del coste. De modo que, ante la imposibilidad de prosperar mediante los intentos amistosos, lo aconsejable es proceder por la vía judicial.

¿Cómo puede ayudar un perito en construcción?

El perito en construcción es un profesional con capacidad para realizar diversas tareas. Una de las más importantes, es la evaluación de las obras a fin de elaborar informes acerca de determinados aspectos sobre los que se requiera su opinión técnica.

Si su dictamen se requiere con ocasión a un conflicto, su participación es la de un tercero imparcial. Por eso, su actuación es indispensable cuando la contratista no reconoce su responsabilidad sobre los desperfectos verificados en la obra ejecutada por ella. Adicionalmente, su informe podría ser el elemento que garantice la aprobación de las acciones a realizar, con respecto a los defectos denunciados, por parte de la junta de propietarios.

De modo que su contratación no solo es necesaria sino que debe llevarse a cabo con la delicadeza propia del asunto. Por tanto, deberá hacerse procurando que se trate de un profesional caracterizado por su experiencia y objetividad.

perito en construcciones
perito en construcciones

Deja un comentario